El milagro de Mackenzi, niña sin oídos y con agujeros en el corazón

capturaLa pequeña de casi dos años pasó de sufrir serias discapacidades a estar casi totalmente recuperada. La niña nació hace 21 meses sin oídos, con agujeros en el corazón y con problemas en la mandíbula. Hoy, es un milagro que camina y no para de jugar. Aquí te contamos su increíble historia.

La historia de Mackenzie Brainard es desgarradora pero a su vez, llena de esperanza.

Mackenzie Brainard vive con sus padres, Mike y Beckie Brainard, en Sterwartville, un pueblo en Minnesota con poco más de 5,000 habitantes.

Tras su nacimiento, la pequeña se cansaba muy fácilmente. Hasta llegaba a dormirse tras comer unos gramos de alimentos.

Mackenzie nació con una condición conocida como microtia, que es cuando el oído no se desarrolla.

En su caso, la microtia fue en ambos oídos. A esto se agregó serios problemas en el corazón.

Los defectos en el corazón fueron diagnosticados como congénitos por los doctores: el corazón de Mackenzie presentaba agujeros.

El arribo de la beba Mackenzie al mundo de sus padres, Mike y Beckie, trajo serios desafíos.

Además, la beba tenía problemas con su mandíbula. ‘Esto causaba problemas con la ubicación de su lengua, masticación y con el habla’, explicó el padre.

La pequeña Mackenzie fue sometida a una riesgosa operación del corazón en abril de 2015, que resultó muy positiva.

El tema que quedó por resolver eran sus oídos, que no estaban desarrollados y por lo cual, presentaba serios retrasos en su avance.

Una cirugía en lo que tenía como oídos no desarrollados no fue una opción alentadora por lo que Micke y Beckie comenzaron a investigar las alternativas. MÁS AQUÍ TELEMUNDO47

 

 

Powered by themekiller.com